05 enero, 2012

MARCO LEGAL PARA LAS REFORMAS ADUANERAS

La Ley N° 29816 denominada la Ley de Fortalecimiento de la SUNAT tiene como finalidad mejorar su labor en relación con la lucha contra la evasión y elusión tributaria, el contrabando y el tráfico ilícito de mercancías, la facilitación del comercio exterior, la ampliación de la base tributaria y el crecimiento sostenido de la recaudación fiscal.
Para lograr estos propósitos cuentan en la mencionada ley con renovadas funciones, de las cuales destacamos las que consideramos relevantes para resaltar los aspectos aduaneros:
a) La implementación, inspección y control de la política aduanera en el territorio nacional, administrando, aplicando, fiscalizando, sancionando y recaudando los tributos y aranceles del Gobierno Central que fije la legislación aduanera, asegurando la correcta aplicación de tratados y convenios internacionales y demás normas que rigen en la materia.
b) Facilitar las actividades aduaneras de comercio exterior, inspeccionar el tráfico internacional de personas y medios de transporte y desarrollar las acciones necesarias para prevenir y reprimir la comisión de delitos aduaneros y el tráfico ilícito de bienes.
c) Liderar las iniciativas y proyectos relacionados con la cadena logística del comercio exterior cuando tengan uno o más componentes propios de las actividades aduaneras, coordinando con las entidades del sector público y privado que corresponda, las cuales deberán implementar los procesos armonizados que se establezcan.
Con este marco legal se esperan cambios positivos en la Administración Aduanera desde el punto de vista de la modernización en todos los procedimientos aduaneros, eliminando progresivamente el uso del papel y priorizando la transmisión electrónica de datos. Para tal efecto, la SUNAT se encuentra facultada para encargar a organismos internacionales la realización de los actos preparatorios y procesos de selección para la mejora y desarrollo de su tecnología de información y comunicaciones, incluyendo la seguridad e infraestructura asociada a estas.
Otro aspecto que debemos mencionar también es el tema de los recursos propios para financiar estas reformas. Para tal efecto, el artículo 13° de la Ley N° 29816 asigna a la SUNAT como ingresos propios nuevos porcentajes de todos los tributos, aranceles y todo concepto que administre o recaude, así como los remates que realice. Sin duda estos recursos bien administrados, servirán para sustentar las necesarias reformas en la Administración Aduanera.
Finalmente, cabe destacar el reconocimiento al capital humano que ejecutará e implementará estas reformas. Conformado por aduaneros altamente capacitados y comprometidos con el cambio, quienes podrán recibir incentivos por su desempeño en función al cumplimiento de los objetivos y metas institucionales vinculadas al incremento de la recaudación, ampliación de la base tributaria, reducción del incumplimiento tributario, reducción del contrabando, facilitación del comercio exterior, facilitación del cumplimiento tributario y mejora continua en todos los servicios que brindan a los dueños o consignatarios y a los operadores de comercio exterior.
……………………………………………………………………..
Autor: Mag. Javier Gustavo Oyarse Cruz. Docente de la Facultad de Negocios Internacionales (UPC).